La baja voluntaria del trabajador

baja voluntariaEl artículo 49 del Estatuto de los Trabajadores regula las causas del extinción del contrato de trabajo. Uno de ellos es: Por dimisión del trabajador, debiendo mediar el preaviso. Es necesario que exista preaviso, es decir, que se presente en la empresa una carta de baja voluntaria.

La baja voluntaria del trabajador, también conocida como desistimiento o renuncia se trata de la decisión unilateral del trabajador de poner fin a la relación laboral. El trabajador la puede solicitar en cualquier momento. Nadie puede ser obligado a permanecer en su puesto de trabajo ya que una de las características del contrato de trabajo es la voluntariedad.

Consecuencias de la baja voluntaria

Si un trabajador decide poner fin a la relación laboral de forma unilateral, no tendrá derecho a indemnización ni podrá solicitar la prestación por desempleo.

Tendrás los siguientes derechos:

  • Derecho a que te entreguen el finiquito, es decir, te tienen que pagar la parte proporcional del salario del mes. Por ejemplo, si te das de baja el día 12 del mes, te tienen que pagar esos 12 días que has trabajado. También tienes derecho a la parte proporcional de las pagas extraordinarias y a las vacaciones devengadas y no disfrutadas.
  • No tienes que comunicar las causas que motivan tu dimisión, simplemente tienes que comunicar a la empresa dicha decisión y qué día se hará efectiva.

Obligaciones:

  • Es obligatorio el preaviso a la empresa de tu desistimiento. El art. 49 del Estatuto de los Trabajadores lo indica de forma expresa. Si no cumples este requisito, estaremos ante un abandono del puesto de trabajo o dimisión tácita. Si en tu convenio colectivo no se establece el plazo de preaviso, la regla general es dar 15 días NATURALES de preaviso.
  • La dimisión la pueden comunicar por escrito o de forma oral, lo más recomendable es que lo hagas por escrito por medio de un carta de renuncia. Se deberán entregar dos copias para firmar. La empresa se queda una y el trabajador otra.

Mi ex pareja no paga su parte de cuota de la hipoteca

ex pareja no paga su parte de cuota de la hipotecaEl Tribunal Supremo en un recurso de casación (Sentencia 21/09/2016) indicó que el préstamo hipotecario se trata de una deuda de la sociedad de gananciales y no una carga del matrimonio a los efectos de lo dispuesto en los arts. 90 y 91 del Código Civil.

Dicha deuda hipotecaria debe ser afrontada al 50% por cada uno de los cónyuges. El problema surge cuando tú cumples la obligación del pago pero tu ex pareja no paga su parte de la cuota de la hipoteca. Frente al banco el incumplimiento es de los dos porque la deuda es solidaria (los dos copropietarios tienen la obligación de pagar la totalidad de la deuda).

El banco tiene la facultad de dar por vencida la deuda y exigir la ejecución de la hipoteca contra los dos (aunque tú hayas pagado tu parte). ¿Qué se puede hacer para evitar que el banco ejecute? Si económicamente puedes, una de las opciones es pagar la parte de la hipoteca del otro. Y después reclamárselo a través del derecho de repetición. Si te encuentras en esta situación y tu ex pareja no paga su parte de la cuota hipotecaria, lo más recomendable es contratar los servicios de abogados civilistas, ya que contratar un abogado especializado te va a garantizar un mayor conocimiento acerca de los temas tratados, puesto que tiene experiencia en casos similares con anterioridad.

¿Qué consecuencias tiene el impago por parte de la ex pareja? ¿Estamos ante un delito? Analizamos la nueva sentencia del Tribunal Supremo que supone un cambio interpretativo.

¿Puede suponer un delito de abandono de familia?

El artículo 227 del Código Penal regula el delito de impago de prestación económica en favor de su cónyuge o sus hijos. Se encuadra dentro de los delitos de abandono de familia. Se producirá el delito si se produce el impago de dos cuotas consecutivas o bien cuatro cuotas no consecutivas. Dando lugar a una pena de prisión o multa.

La parte perjudicada es quien debe denunciar y debe existir voluntad de no pagar. Es decir, la ex pareja no abona las prestaciones porque no quiere, no porque no puede.

La línea jurisprudencial de los tribunales durante años rechazaban que el impago de hipoteca supusiese un delito de abandono de familia. El argumento que mantenían era que no se trataba de una prestación establecida en favor del cónyuge o los hijos.

¿Cómo funciona un bufete de abogados?

bufete de abogadosUn bufete de abogados es una modalidad de ejercicio profesional basada en los servicios jurídicos. También se conoce como despacho de abogados o estudio jurídico.

La organización de un despacho jurídico debe seguir un modelo de negocio elegido y una cartera de clientes, es como iniciar un negocio. Los bufetes de abogados están formados por diferentes tipos de elementos. Están los socios que son los propietarios del despacho, y los asociados que son abogados a los cuales se recurre en situaciones específicas.

¿Cómo funciona un bufete de abogados?

Cuando hablamos de bufete de abogados, hacemos referencia a un trabajo en equipo compuesto por distintos profesionales. Este es uno de los requisitos principales para hablar de despacho de abogados o firma de abogados.

Este elemento beneficia al cliente puesto que en un bufete conviven distintos perfiles profesionales y la especialidad está garantizada. Esto supone que se asignará un abogado especializado en la materia para cada asunto que entre en el despacho.

Un bufete de abogados se caracteriza por la multidisciplinariedad. Igualmente, aunque un abogado se encargue de un caso, recibirá asistencia del resto de compañeros. Esta cooperación beneficia no solo al cliente, sino también al asunto en el cual estén trabajando. 

¿Cómo encontrar el mejor abogado de divorcios en Madrid?

el mejor abogado de divorcios en MadridCuando tenemos un problema legal, elegir un abogado no es fácil. En el mundo del Derecho hay muchos abogados, ¿qué cualidades debe tener el mejor abogado para defender tu asunto? Aquellas personas que se han visto inmersas en un procedimiento judicial y haya contratado a un abogado, tendrá más fácil esta tarea.

Pero hay que tener en cuenta que cada caso es un mundo. Si tuviste un problema laboral, por ejemplo: te despidieron de la empresa. Ese abogado laboralista, quizás no es el más idóneo para llevarte el divorcio.

La figura del abogado generalista está cada día más obsoleta, y lo más recomendable es acudir a un abogado especialista en la materia. Nos vamos a centrar en encontrar al mejor abogado de divorcios en Madrid.

¿Cómo encontrar el mejor abogado de divorcios en Madrid?

Abogado especialista y con buenas referencias

Como ya hemos adelantado antes, lo mejor es que sea un abogado especialista en la materia. En este caso, un experto en derecho de familia, tanto en divorcios como en separaciones. Un experto este tema nos informará del problema legal y de todas las posibles soluciones. Esto transmite seguridad y es una cualidad muy importante que debe tener todo profesional del Derecho.

Otro punto a favor para encontrar al mejor abogado de separaciones es que tenga buenas referencias. Antes el “boca a boca” era lo que mejor funcionaba, ahora con las nuevas tecnologías también es importante tener una buena reputación en internet.

Si una persona tiene una buena experiencia con un Despacho de abogados, esa persona lo recomendará a sus amigos o familiares, o escribirá un comentario positivo en la web o en Google recomendado los servicios del despacho.

Un abogado o un despacho debe cuidar a sus clientes, no abusar de los honorarios y crear un vínculo de confianza y seguridad, al fin y al cabo, los clientes ponen en manos de los profesionales sus problemas y preocupaciones.

Otra de las claves para saber si has encontrado al abogado adecuado es si te mantiene informado de tu procedimiento. Aunque es cierto que los clientes deben ser pacientes porque los plazos judiciales son largos y muchas veces los abogados no tienen ninguna novedad. Un abogado debe estar pendiente de sus clientes, y responder a las llamadas o a los mensajes de correo.

El accidente teletrabajando

Accidente teletrabajandoDebido a la crisis sanitaria provocada por el Covid-19 muchas empresas han optado por el teletrabajo. Nuestra legislación no contemplaba de forma expresa esta forma de trabajo, en el artículo 13 del Estatuto de los Trabajadores se hace mención al trabajo a distancia, que se remite al nuevo Real Decreto-Ley 28/2020, de 22 de septiembre.

Una de las cuestiones que provocan más dudas entre los trabajadores y los propios empresarios es qué ocurre si tienes un accidente teletrabajando. Si te encuentra en una de estas situaciones, lo mejor es ponerte en manos de abogados laboralistas puesto que conocen a la perfección la legislación laboral y sabrán aconsejarte.

¿Qué ocurre si tengo un accidente teletrabajando?

Debemos acudir a la Ley General de la Seguridad Social, en concreto en su artículo 156:

Se entiende por accidente de trabajo toda lesión corporal que el trabajador sufra con ocasión o por consecuencia del trabajo que ejecute por cuenta ajena

Se establece una presunción iuris tantum. Es decir, se presume -salvo prueba en contrario- que son constitutivas de accidente de trabajo las lesiones que sufra el trabajador durante el tiempo y en el lugar de trabajo. 

No tendrán la consideración de accidente de trabajo: