Categoría: Seguridad Social

La incapacidad temporal en autónomos

Incapacidad temporal en el autónomo

Existe una leyenda que dice que los autónomos nunca se ponen enfermos o solo se ponen enfermos en vacaciones, pero al igual que los trabajadores por cuenta ajena pueden encontrarse en una situación que les impida realizar su trabajo, ya sea por una enfermedad profesional, un accidente de trabajo o una enfermedad común.

En estos casos el autónomo puede cobrar la prestación por incapacidad temporal, solicitándolo a la Seguridad Social.

Los trabajadores por cuenta propia o autónomos tienen las mismas prestaciones por incapacidad temporal que los trabajadores adscritos al Régimen General de la Seguridad Social, pero con peculiaridades.

Requisitos de la incapacidad temporal en autónomos

  • Obligación de cotizar: es obligatorio para los autónomos cotizar por incapacidad temporal por contingencias comunes. Pero la cotización por contingencias profesionales de accidente de trabajo y enfermedades profesional es opcional, salvo para los trabajadores que desempeñen actividades con un alto riesgo de siniestralidad y para lo autónomos económicamente dependientes (TRADE).
  • Estar de alta o en situación asimilada al alta
  • Haber cotizado un mínimo de 180 días durante los últimos 5 años. En caso de accidente y de enfermedad profesional no se exige periodo previo de cotización.
  • Estar al corriente en el pago de las cuotas.

El accidente de trabajo in itinere

accidente de trabajo Un accidente de trabajo es una lesión corporal que el trabajador sufre con ocasión o por consecuencia del trabajo que ejecute por cuenta ajena, así lo define el artículo 156.1 de la Ley General de la Seguridad Social.

Cuando un trabajador tiene un accidente y debido a las lesiones no puede trabajar, estará en una situación de incapacidad temporal, también conocida como baja laboral. Hay dos tipos:

  • Por contingencias comunes : son por enfermedades comunes y por accidentes ajenos al trabajo.
  • Por contingencias profesionales: son por enfermedades relacionadas con el trabajo y por accidentes sufridos en el trabajo .

Así lo explicamos en el post “el accidente de trabajo y la enfermedad profesional“. Hoy nos a centrar en el accidente de trabajo, en concreto, en el accidente de trabajo sufrido al ir o volver del trabajo, es decir, el accidente de trabajo in itinere.

Accidente de trabajo in itinere

El artículo 156.2 de la Ley General de la Seguridad Social en su apartado A establece que se considerará accidente de trabajo aquellos que sufra el trabajador al ir o volver del trabajo.

La definición del accidente de trabajo in itinere ha sido desarrollada por la jurisprudencia, se trata de un tema muy casuístico puesto que no siempre se va a calificar de accidente de trabajo. Deben concurrir unos determinados requisitos para poderlo calificar así:

Viajar estando de baja laboral

viajar estando de baja

Cuando un trabajador está en una situación de incapacidad temporal, no hay una lista tasada de actividades permitidas o prohibidas. Como ya vimos en el post “qué se puede hacer estando de baja“, la regla general es que un trabajador que se encuentra de baja laboral podrá hacer todo aquello que no perjudique a su recuperación, y en caso de duda siempre se debe consultar al médico.

El tema de la incapacidad temporal es muy casuístico. Se debe estar al caso concreto, no es igual para todo tipo de bajas, depende de muchos factores. Ahora que ha llegado el verano y con él las vacaciones, muchos nos podemos preguntar si estando de baja, se puede o no viajar.

Viajar estando de baja laboral

Vayas hacer un viaje o te vayas de vacaciones, ese desplazamiento no puede poner en riesgo tu recuperación. Además debes cumplir con las citas médicas que se soliciten tanto desde el Instituto Nacional de la Seguridad Social como desde las Mutuas.

La decisión de si puedes o no viajar la tiene el médico, pues es quien conoce el estado del enfermo y quien puede determinar qué actividades convienen o no. Si sigues las recomendaciones del facultativo, respetas la buena fe contractual y acudes a las citas médicas no hay motivo para que tengas problemas con la empresa.

El IRPF y la prestación por maternidad

embarazoEl Tribunal Económico Administrativo Central (TEAC), en resolución dictada el pasado 2 de marzo ha fijado criterio y ha zanjado el tema del IRPF y la prestación por maternidad.

Así el TEAC, en contra de la sentencia dictada por el Tribunal Superior de Justicia de Madrid que establecía que la prestación por maternidad estaba exenta, tal y como analizamos en el post “la prestación por maternidad exenta de IRPF”, entiende que la prestación por maternidad debe tributar y no se encuentra en los supuestos de exención que establece la ley.

Evolución del asunto

El Tribunal Superior de Justicia dictó una sentencia el 6 de julio de 2016 declarando que la prestación por maternidad estaba exenta del IRPF, esto iba en contra del criterio seguido por la Agencia Tributaria. El Tribunal entiende que la prestación por maternidad entra dentro de los supuestos de exención del artículo 7 letra h) de la Ley 35/2006.

La Agencia Tributaria emitió una nota informativa negando tal exención. El criterio de la Agencia Tributaria es que las retribuciones satisfechas en forma de prestación por maternidad abonadas por la Seguridad Social deben calificarse como rendimientos del trabajo.

Posteriormente, el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía dicta el 27 de octubre de 2016 una sentencia oponiéndose al criterio adoptado por el Tribunal Superior de Justicia de Madrid, tal y como explicamos en el post “la prestación por maternidad tributa“.

Ahora el Tribunal Económico Administrativo Central unifica criterio y establece que la prestación por maternidad sí tributa.

La prestación por maternidad tributa

En el post “la prestación por maternidad exenta de IRPF” analizamos una sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Madrid que intepretaba el artículo 7.h) de la Ley 35/2006 de forma contraria al criterio seguido por la Agencia Tributaria.

Argumentando que la prestación por maternidad estaba incluida en los supuestos de rentas exentas y por tanto, no tiene que tributar.

El pasado 27 de octubre de 2016 el Tribunal Superior de Andalucía dictó una sentencia oponiéndose al criterio adoptado por el TSJ de Madrid, entendiendo que la prestación por maternidad tributa.

Ambos tribunales (TSJ de Madrid y TSJ de Andalucía) interpretan de forma distinta el artículo 7.h) de la Ley del IRPF.

Argumentos del TSJ de Andalucía

Historia del caso

Se presenta recurso contencioso-administrativo en relación con una liquidación y sanción tribuaria. La recurrente alega que la prestación por maternidad se encuentra exenta del impuesto.

El Tribunal en su Fundamento de Derecho tercero razona que este tipo de prestación no se encuentra dentro de los supuestos de exención del artículo 7.h) de la Ley 35/2006. Siguiendo el criterio de la Agencia Tributaria solo están exentas las prestaciones autonómicas y locales.